Summer feet

Con el aumento de temperaturas en verano y el cambio de calzado, aparecen las primeras molestias y problemas podológicos, por esta razón desde Clínica Dermik os queremos ofrecer diversos consejos sobre cómo realizar un correcto cuidado de los pies en esta época del año:

Recomendamos usar un calzado cómodo y abierto, preferiblemente de piel y siempre con las costuras por fuera para evitar posibles roces. Si en alguna ocasión debes calzar un zapato más elegante, que este siga siendo de piel con la suela de goma, con cámara de aire y ancho en la zona del antepié para que los dedos no queden presionados y aparezcan molestias o rozaduras indeseadas.

Los calcetines deben ser siempre de algodón, es muy importante evitar los de nylon que, acumulan sudoración, con el consiguiente riesgo de la aparición de hongos, verrugas, etc. Además, es muy importante que no sean demasiado apretados para que no interrumpan en paso de la sangre por la pierna.

En el caso de las mujeres que quieran usar medias, igual que con los calcetines deben evitar el nylon y la seda y decantarse por las de hilo.

La higiene de los pies debe realizarse a diario, con la ducha rutinaria tendríamos más que suficiente, pero en el caso de que esta no sea posible, recomendamos hacer una limpieza en un recipiente con agua fría o tibia y jabón de pH. ácido (5,5). En ningún caso está recomendado el uso de otras sustancias irritantes como sal, vinagre, bicarbonato o lejía.

La durabilidad de la higiene no debe ser superior a diez minutos, debido que una vez excedido este tiempo, corremos el riesgo de que la piel se arrugue demasiado y se rompa.

En el caso de que las molestias en los pies ya hayan aparecido, es decir, no las hayamos podido prevenir, podemos recurrir a una amplia gama de productos específicos para cada dolencia. En Clínica Dermik os aconsejaremos sobre que producto es preferible según necesidad del paciente.

Debemos prestar especial atención en playas y piscinas, donde podemos encontrar cristales, restos de conchas, etc. que nos pueden hacer una herida, e igual de importante es vigilar con las rocas que no vemos dentro del agua.

Los pacientes diabéticos que hayan perdido sensibilidad y padezcan de neuropatía, deberían hacer uso continuado de calzado playero o cangrejeras para evitar cortes y quemaduras sin ser conscientes, ya que podría derivar en graves problemas para su salud.

 

 

¡Para más información puede consultar con nuestro equipo de podología!

Dr. Ordoyo y Dr. Gaitán.

Podólogos de Dermik

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *